Hoteles perderán hasta 200 millones de pesos por cancelación de la FIL

68

La cancelación de la Feria Internacional del Libro 2020 cayó como un balde de agua fría a los hoteles de Guadalajara porque esperaban que con este y los eventos de fin de año alcanzaran a recuperar al menos el 30 por ciento de la ocupación, admitió el Presidente de la Asociación de Hoteles de Jalisco, Juan Carlos Mondragón Castañeda quien estimó que la pérdida económica será de entre 150 a 200 millones de pesos.

“Nosotros habíamos calculado que si los eventos que estaban programados en Expo te daban y si el mercado de descanso, de la gente que viene a pasear también crecía un poco y se iba reactivando de una manera más importante el mercado de negocios, podríamos alcanzar tal vez un 29, un 30 por ciento de ocupación este año que sería la mitad de lo que alcanzamos en 2019 que cerramos al 60.5 por ciento de ocupación.”

Explicó que los empresarios del sector calcularon dos escenarios, el de 24 por ciento de ocupación año, y en caso de una mayor reactivación llegar al 29 o al 30 por ciento, pero ante el escenario epidemiológico y el anuncio del gobernador consideran que será más complicado de lo esperado.

Agregó que de acuerdo a estimaciones, tan sólo la Feria Internacional del Libro deja una derrama económica en la zona metropolitana superior a los 800 millones de pesos que se perderán este año.

A partir de este mes de octubre los hoteles de Jalisco tienen permitido operar con una ocupación del 75 por ciento, pero el promedio no suele superar el 30 por ciento y en algunos fines de semana en destinos turísticos han llegado al 65 por ciento, afirmó el presidente de la Asociación de Hoteles de Jalisco, Juan Carlos Mondragón Castañeda, quien consideró que si se activa el botón de emergencia del Covid 19 sería catastrófico para el sector que poco a poco busca una recuperación.

“Que aunque es buena esta tendencia nosotros sí teníamos la esperanza de andar cerrando cerca del 50 por ciento para entre el 15 de noviembre y el 15 de diciembre, ya con estas decisiones que se están tomando y estos escenarios lo vemos difícil, pero por ejemplo, en marzo tuvimos el 14.25 de ocupación, en abril el 9.76, en mayo el 12.09, en junio el 12.90, en julio el 16.51, en agosto el 21.80 y en septiembre el 30.48.”

Y aunque dijo que es esperanzador pensar que en fines de semana y sobre todo en las vacaciones decembrinas pudieran llegar al 75 por ciento de ocupación permitida en destinos como Puerto Vallarta, Haciendas y Pueblos Mágicos, “una golondrina no hace verano” y es difícil que sea suficiente para superar el bache económico que les ha dejado este 2020 por la pandemia.

HAREMY REYES

Compartir.